Si alguien lo intenta

Cuando alguien intente hundirte, recuérdale que eres un submarino.
Cuando alguien intente cortarte las alas, dile que eres tú quien dibuja la línea del horizonte cada mañana.
Cuando intente arrastrarte al fango, recuérdale que sabes flotar si es necesario hasta en una ciénaga.
Cuando intente destruirte, hazle saber que seguir brillando es tu forma de hacer la guerra.
Cuando intente apagar tu luz, no olvides que la luz no tiene sombra y que tu sonrisa es su criptonita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *