Te perdí en una mudanza.

Desconozco quién es el autor de la imagen. Si eres tú, por favor házmelo saber. Gracias

Lo guardé todo en cajas de cartón con un nombre en la solapa. Envolví los recuerdos en papel de periódico para que no se rompieran y con mucho cuidado los clasifiqué para no hacerme un lío cuando los desembalara. Los de la infancia ocupaban poco, así que para ellos utilicé una caja pequeña. Los recuerdos felices mejor ponerlos en una caja aparte, no vaya a ser que se pierdan y los tristes, mejor aprovecho para hacer limpieza, pensé,  y los tiré al contenedor del reciclaje.

A ti te guardé en una caja que ponía “frágil” para que no te dañaran los golpes y, al llegar a la nueva vida, pudiera rescatarte. Con amor de esos que sólo existen en los cuentos de niños que, de tan puro sólo lo fabrican las hadas, te llevé conmigo al país de nunca jamás. Y allí estaba yo, ordenando las estanterías de mi vida tras una mudanza y un cambio de piel como las serpientes, cuando busqué tu caja y no la encontré. Te quedaste por el camino, no sé muy bien dónde. Ahora, mientras busco en la oficina de objetos perdidos, sólo me consuela pensar que lo que yo perdí quizá alguien lo encuentre en el camino de vuelta de su destino.

16 respuestas a “Te perdí en una mudanza.”

  1. Ana dice:

    Así es la vida, un camino donde se buscan y encuentran cosas… Gracias por darnos aliento con tus ‘historias’, y más en un lunes frío. BS

  2. Sacra dice:

    Todo son cosas que se pierden y se reencuentran besos después, horizontes más tarde… cosas que, a pesar de todo, siguen llenando nuestra vida con la frágil historia del destino nunca cierto.

  3. marisa dice:

    Precioso. Que romántico. A alguien tan bruta como yo se le viene a la mente otra caja, pero esta es fria, y de madera. Puede acabar en alto (1,2,3 o 4º), o enterrada, pero de esa escapamos con todas las cajitas de recuerdos de la estantería, con el peso de la vida, y con la esperanza de reunir las de todos nuestros seres queridos, recuperando tambien la cajita perdida en el camino. Besitos Marisa, disculpa mi osadía.

  4. Cuerpon dice:

    me ha gustado mucho y eres muy
    Buena escribiendo

  5. Joana dice:

    Me gusta tu forma de utilizar las metáforas mientras describes la pequeña película.

    ¿Sabes? si se metió en una caja donde ponía “frágil” y lo perdiste, o yo soy muy egoísta o muy sensible, pero no me alegraría de que alguien se lo encontrara.

    Llamaría a objetos perdidos todos los días y desharía el camino hasta encontrarlo.

    Un abrazo

  6. Ana Maria dice:

    Aunque el relato hable de sentimientos y emociones,me has recordado que en una mudanza …perdí a mi gatito.No me atrevía a leerlo porque ,el título de por sí ,me hace sentir culpable.Pero en fín,me quedaré con la última frase:”me consuela pensar que lo que yo perdí quizá alguien lo encuentre en el camino de vuelta de su destino”.¡Genial Paz!

  7. Ragnarok dice:

    Me perdi…en el sinsentido del camino a ninguna parte. Unas veces eres objeto perdido, y otras te pierden como objeto.Pero la caja de la memoria, esta siempre por embalar, y con un hueco para ese nuevo destino.

  8. maria navas dice:

    Aunque se haya tenido mucho amor por algo o por alguien cuando se pierde mejor no buscar.

  9. beatriz dice:

    Nunca es tarde para intentar encontrar lo perdido,si es por un descuido siempre se puede estar a tiempo de rectificar,si despues de mucho buscar no lo encuentras señal de que ya no te pertenece,pero por intentarlo que no quede….
    Hasta ahora Paz lo que llevo leido me hace pensar y reflexionar,y darme cuenta de que la vida,a pesar de que cada persona es un mundo,tiene unos criterios basicos para todos,gracias una vez mas Paz.

  10. Purificacion Castedo Jimenez dice:

    Todos perdemos algo muy querido a lo largo de nuestra vida, algún objeto, una foto y recuerdos, muchos recuerdos, ahora a medida que va pasando el tiempo, todas esas cosas son más imprescindibles. Gracias Paz leerte es un placer, me hace pensar y recapacitar en hechos cotidianos, sigue así. 🙂

  11. jose ignacio dice:

    Precioso , siempre acabamos perdiendo cosas pero nunca se van de nuestra mente

  12. Vane dice:

    joooo
    si yo lo encontrara, te lo devolvería.
    Porque tu querías rescatarlo en esa tu nueva “vida” ..
    Desde luego, con los desordenada que soy yo, me pasaría lo mismo.
    A que tú me lo devolverias tambien si lo perdiera yo??? 🙂

    Y querría volver??
    A mí me gustaría, y a ti recibir ese “paquete” de nuevo un día??

    Besotes.

  13. Karmina dice:

    A bien seguro que de mi mente jamás borraría y recordaria con mimo su ” contenido ” y por supuesto, me alegraría que pudiera beneficiarse alguien….de esta forma seguiría existiendo aunque ya no pudiera ser en mí.
    Genial , besos Paz.

  14. Miguel Cuenca dice:

    Me gusta. Pero si era frágil, también era previsible lo que iba a ocurrir.

  15. Mireya dice:

    La vida es una secuencia de mudanzas y de perdidas. Con cada mudanza hay una perdida. Muy bello!

  16. Kathia dice:

    Me encantó……

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *